Me aburrí de ti, y ahora solo espero algún día aprendas a reconocer cuando debes dejar de jugar, y comenzar a apostar.

0
780

Por: 

Tú diagnostico sentimental “imposibilitado para amar”

Superé mis límites de ti, me he cansado ya de seguir jugando tu juego, con tus reglas en tus tiempos y mejor aún, me cansé de ser yo la pieza clave del juego, ya no quiero esa fatídica rutina en donde tú decides cuando debemos querernos y cuando ni siquiera conocernos.

noamor2

Ya me aburrí de adivinar cada día tus estados de ánimo para saber qué papel debo jugar en ésta ocasión, estoy harta de siempre ser yo la que tiene que sobrellevar las cosas y a prender a lidiar con una relación cambiante y poco, muy poco estable, ya me aburrí de esa manera tuya de establecer los tiempos para querernos, simplemente ya me canse de rogar porqué me dejes quitarte los miedos,  y me mandes a la banca.

Es un desgaste emocional impresionante, el dejar en tus manos mi cariño, mi tiempo, incluso a veces, mi dignidad, pues ese estira y afloja en el que te encanta tenerme, atenta contra mi manera de quererme. Si tú diagnostico sentimental es que estás incurablemente “imposibilitado para amar”, deja ya de jugar. Y por favor no te equivoques ni me cambies los papeles diciendo que lo que yo quiero es ya formalizar y que me lleves al altar, no, no es así, solo quiero ver que tu compromiso va más allá de dejarme comer la última rebanada de pizza, y solo porque te deje escoger el canal de la televisión, quiero estabilidad, que si nos vamos a querer, lo hagamos y ya, pero si lo que quieres es únicamente tenerme en tu cama cuando se te antoje, pues, me encanta tenerte bajo mis sábanas, pero debiste dejarlo claro, yo también se jugar, pero no cuando me dejaste enamorada y sin armas para defender a mi corazón.

 

Me olvidé en el armario, por querer complacerte, ahora sé lo que valgo, lo que merezco y te agradezco el enseñarme, a dar mucho más de lo que creí que podía ofrecer por alguien, ahora que dejo tu juego y permita entrar a alguien que me valore por como soy, podré hacerlo infinitamente más feliz de lo que sé que te hice a ti. Gracias por eso, y por enseñarme a cotizarme, pues aunque para ti no fu más que una canica barata, sé que valgo y bastante.

Antes de irme quiero  dejarte algo como consejo, tómalo o déjalo, pero sé que odias la soledad y si sigues así, solito vivirás, aprende a diferenciar tus piezas clave, no te pierdas en la estrategia que tú mismo hiciste, juega, pero jamás, arriesgues a tu Reyna, recuerda que es la que evitará el jaqué mate.

noamor3

Corazón ya me he aburrido de ti, de tu actitud infantil, de tu pavor a dejar que te quieran y tener una relación estable, ya me harte de tus argumentos faltos de fundamentos, ya no quiero el dulce juego en el oído que invariablemente me hacía caer en tu maquiavélica red.

Me aburrí de ti, y ahora solo espero algún día aprendas a reconocer cuando debes dejar de jugar, y comenzar a apostar.

Fuente