A este papá se le ocurrió una idea genial para reciclar los crayones usados

0
415

Cuando supo de todos los crayones usados de escuelas y restaurantes que eran tirados a la basura, Bryan Ware, un padre de familia de San Francisco, California, tuvo una brillante idea: ¿por qué no, en vez de tirarlos, los reutilizamos?

Bryan pensó en esto cuando se encontraba celebrando su cumpleaños en 2011, en un restaurante. El mesero se acercó y le entregó a dos de sus hijos unos crayones. Bryan se preguntó entonces qué es lo que sucedería luego de que los crayones fueran utilizados por los pequeños. Como adivinó, el mesero fue a recogerlos y los tiró a la basura. Fue ahí cuando el padre pensó que los crayones podían tener un mejor destino: ser reciclados y fundidos para enviarlos a los niños enfermos que se encuentran internados en hospitales.

Cada año 40 toneladas de crayones de cera son tiradas a la basura. 1

Pero ahora Bryan Ware los usa para algo muy positivo.

2

Los funde y luego vierte la cera resultante en moldes especiales.

3

De esta manera crea nuevos crayones. De una sola fundición salen 96 nuevos lápices de cera.

4

 

Son un poco más gruesos de lo que eran originalmente, así los niños con dificultades motrices pueden agarrarlos con mayor facilidad.

5

Después, los crayones “nuevos” son repartidos por todos los hospitales de California.

6

Ya se han repartido 2 mil cajas como las que ves en esta foto.

7

«Si gracias a estos crayones los niños olvidan al menos por 10 minutos que están en el hospital, habremos hecho todo bien». — dice Bryan

8

8A

8B

Comparte este artículo si apoyas esta noble labor de este padre de familia.