10 diferencias entre los buenos amigos y la gente tóxica

0
568

Tener buenos amigos en la vida es algo de lo más maravilloso que te puede pasar. Un buen amigo es alguien que siempre está contigo en las buenas y en las malas. Si estás molesto, te puedes desahogar con él. Si estás contento, tendrás alguien a quién contárselo.

La gente tóxica, en cambio, es una carga pesada en la vida, y puede convertirse en un dolor de cabeza si la tienes cerca de ti. Nunca puedes confiar en estas personas, pues siempre te apuñalan por la espalda, y es gente que derrocha mala vibra por donde quiera que va.

Lamentablemente, uno no siempre elige cuál es la gente que tendrá a su alrededor. Por ejemplo, cuando te inscriben tus padres en el colegio, no eliges a tus compañeros. Más tarde, cuando creces, puedes elegir la carrera que estudiarás, y de algún modo eso define más o menos el tipo de personas de las que te rodearás, pero, nuevamente, eso no garantiza que te vayas a topar siempre con buenas personas.

La gente tóxica puede acecharte donde quiera. También en el trabajo. Ahí es donde más molestan, pues en la vida laboral, cuando las responsabilidades se vuelven más intensas, esta gente sabe cómo chupar sangre y molestar a diestra y siniestra.

Por fortuna, a donde quiera que vayas y en donde quiera que estés siempre habrá oportunidad para encontrar personas con las que compartas valores y con las que puedas formar una buena amistad.

¡Un buen amigo siempre puede estar esperando en donde menos te lo imagines!

Pero aquí hay un peligro que, en lo personal, a mí me ha llegado a causar problemas. Es cuando personas tóxicas con las que convivo están en el mismo círculo que mis buenos amigos. Por naturaleza, a las personas tóxicas no les agradan las buenas amistades, y harán todo lo posible por crear conflictos.

De hecho, una vez me llegué a enojar por nada con un buen amigo sólo porque una persona tóxica a mi alrededor metió su cuchara en nuestra relación. ¡Qué coraje cuando esto sucede!

Aquí lo importante es aprender a detectar a esas personas y alejarlas de tu círculo. Impedirles, por todos los medios, que interfieran en tus relaciones.

A veces no es fácil identificar a la gente tóxica, así que aquí te damos una ayuda para que cheques si acaso te estás relacionando con alguien así:

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10