Así de difícil es el mundo para los que ya tienen 30 años

0
516

Llegar al tercer piso siempre da un poquito de miedo, sobre todo porque muchos sienten la presión de tener que haberse realizado a esa edad y haber cumplido muchos de sus sueños, cosa que no han hecho, por supuesto.

No te apures, no eres el único en esa situación. Y créeme, cumplir 30 años y no tener ni idea de qué hacer con tu vida no es el fin del mundo, siempre es buen momento para empezar y poner manos a la obra.

Pero, desde luego, en el camino, tendrás algunos momentos incómodos, obstáculos, dificultades, molestias, etc.

Aquí te enumeramos algunas:

CON SÓLO DECIR EL NÚMERO TE DA ANSIEDAD

El hecho de decir que tienes 30 años hace que te sientas bastante nervioso, como si las cosas de pronto se te estuvieran saliendo de control.

1

YA HAS SIDO INVITADO A MUCHAS BODAS PERO NO A LA TUYA

Ves como la mayoría de tus amigos consolidan sus relaciones de pareja con el matrimonio, dando ese paso que tú todavía no das, y sinceramente te sientes algo inmaduro por eso.

YA NO TIENES EL LUJO DE SER ESTUDIANTE

Se acabó la época gozosa en que ibas a la escuela y podías papeártela tranquilamente, yendo cuando querías y faltando a clases cuando se te daba la gana para ir a pistear con tus amigos.

TUS PAPÁS TE EMPIEZAN A HACER CARAS PORQUE VIVES CON ELLOS

Sí, te quieren mucho y todo, pero como que ya llégale, ¿no? Ya va siendo hora de que te consigas un apartamento y consigas un empleo para mantenerlo.

4

HASTA EL DEL ANTRO TE VE MAL QUE VAYAS CADA FIN

Y es que eres un nini desobligado que se la pasa parrandeando, y como no tienes chamba, bebes de la gorra ajena, lo cual hasta los meseros se dan cuenta.

VAS TENIENDO MENOS AMIGOS

Acéptalo, ellos van madurando, adquiriendo obligaciones que tú todavía no te atreves a tomar.

YA TE EMPIEZAN A CONSIDERAR VIEJO

En algunas actividades simplemente ya no encajas, y aunque quieras acoplarte, te ves mal, y no lo quieres aceptar. Como el hecho de juntarte con chavitos 10 años más jóvenes que tú.

7