Así es como decimos disimuladamente en México cuando queremos echar pasión

0
609

En México parece que SÍ nos andamos con rodeos. Sobre todo cuando se trata de hablar de sexo. Somos uno de los países más picarescos, podríamos decir con certeza que la mexicana es una sociedad hipersexualizada, sin embargo, a la hora de hablar del tema, no somos nada directos, pues más bien nos gusta el doble sentido y la sugerencia sutil.

Quizá se trate de alguna razón que tenga que ver con ciertos tabúes enraizados en nuestra cultura, lo cierto es que los mexicanos somos dignos de estudio por parte de psicólogos, sociólogos y antropólogos con el objeto de nuestra conducta sexual.

El hecho es que, esta sutileza a la hora de tratar los temas sexuales, nos ha vuelto bastante ingeniosos, de manera que, cuando tenemos deseos de proponerle a nuestra pareja el acto sexual, se lo decimos tan disimuladamente que nunca mencionamos el acto en sí.

Y, dentro de este disimulo, se han creado frases bien conocidas para sugerirle a la pareja nuestros deseos sexuales. No obstante, hay algunos tan torpes que no cachan la indirecta, así que si alguien te han dicho alguna de las siguientes frases, es porque te está proponiendo algo serio.

1

Tú sabes si le entras o no.

He aquí las frases más usadas que los mexicanos usamos para decirle a nuestra pareja que queremos echar pasión, de forma disimulada:

  1. Vamos a ver una película en mi casa

 

  1. Oye, ayúdame a buscar algo en mi cuarto

 

  1. ¿Una tacita de café?

 

  1. No manches ya son las 12, ya no hay ni metro, mejor quédate

 

  1. Necesitamos tiempo de calidad sólo para nosotros

 

  1. ¿Me ayudas a decidir qué ponerme?

  1. ¿Me ayudas con mi compu? Creo que tiene un virus

 

  1. Sube tantito porque aún no estoy lista

 

  1. Vente y ya aquí decidimos qué onda

 

  1. Neta que aquí me trajo el Google Maps

 

  1. Vamos a hacer algo tranqui

 

  1. Dicen que en el bar de aquel hotel sirven ricos los mojitos

 

  1. Hay que bañarnos juntos para ahorrar agua

 

  1. ¿Ya viste qué bonito está el precipicio?